Los Gatos: Esos Adorables Felinos

 

Paw

Felis

El gato doméstico, cuyo origen es mal conocido, se distingue del gato salvaje y de otros félidos, como el tigre y la pantera, por su pequeño tamaño. Su originalidad estriba en los rasgos de su comportamiento. Su vida de cazador al acecho, sobre todo nocturna, se ve favorecida por una excelente visión en la oscuridad, sus largos bigotes tactiles y su excelente oído.
Existen numerosas razas y variedades de cría, entre las que sobresalen los gatos de Angora, los persas, los marbeados de pelo corto y los siameses.


Bastet: La Diosa Gata

Bastet, la diosa gata

Fué en el Antiguo Egipto donde los gatos alcanzaron su máximo esplendor. Los egipcios elevaron al gato a la categoría de dios, en concreto, la diosa Bastet la cual era representada por la figura de un gato.
Bastet, también denominada Bast, cuya misión era proteger el hogar, simboliza la alegría de vivir, pues se considera la deidad de la armonía y la felicidad.


Orígenes

Los orígenes de los gatos se remontan hasta hace doce millones de años, fecha en que se estima que los felinos comenzaron a poblar la Tierra. Sin embargo, fué hace 4.000 años cuando empezó su domesticación. En aquel momento, los egipcios decidieron utilizarlos para mantener a las ratas lejos de sus almacenes de maíz.


Asia y Roma

Durante la época de esplendor del Imperio Romano el gato fué un auténtico símbolo de victoria. Fueron los marinos quienes sacaron a los gatos de Egipto y los llevaron por todas las partes del mundo, especialmente por Asia. Ya en el 500 A.C. eran comunes en China. Los gatos Persas se dieron en Irán y, el Siamés, en Tailandia.


Gatos Negros

Gato negro

Los gatos negros fueron víctimas de persecuciones. En el Siglo XV se extendió la creencia de que eran animales de ritos diabólicos y brujerías y que las brujas, de noche, tomaban la forma de un gato. Esta absurda relación con ciertos ritos paganos les valió ser perseguidos hasta su práctica extinción, lo que propició la multiplicación de roedores, trayendo consigo la peste.


 

Gatos marinos

Para los marinos, los gatos dan buena suerte. Sus supersticiones les llevan a tener a bordo de la nave gatos que les acompañan durante la travesía y que alejan las ratas del barco. Y, aunque ellos casi no aprecian el agua en general, se adaptan muy bien a la vida del mar. La implantación de gatos se debe mucho a las afinidades entre el felino y los marineros que pasaron la especie de Egipto a Asia.


Algunas supersticiones

• Se cree que los gatos poseen poderes extrasensoriales por lo que son excelentes mediums y captan con facilidad la presencia de espiritus.
• Los gatos sagrados de Birmania son los encargados de llevar el alma de los monjes y escoltarlos hasta el nirvana.
• Se cree que los gatos pueden predecir la muerte de una persona, así como las tormentas y los terremotos.
• Un gato negro siempre trae mala suerte, un gato blanco buena suerte, excepto que sea de noche.


Gatos: Adorables Felinos


Razas de gatos

Angora turco ó Van Turco: Animal de pelo largo y sedoso, el Angora Turco surgió en los confines de Persia y Turquía, en la región de las altas mesetas (en las proximidades del lago de Van). Descubierto por los viajeros, fué introducido en Europa en el Siglo XVII. El Angora Turco es un gato elegante y atlético, proporcionado y de tamaño entre pequeño y mediano. Para el pueblo turco son verdaderos tesoros nacionales. Los ejemplares blancos, denominados Ankara kedi, son considerados el símbolo tradicional de la pureza.
Es un gato inteligente, activo, fiel, cariñoso, simpático y juguetón.

Abisinio: Descendiente, al parecer, de los antiguos gatos egipcios que dieron cara y cuerpo a la diosa Bast. Fueron llevados a Inglaterra desde Abisinia, actual Etiopía, hacia el año 1860 por el ejército.
Es de pelo corto, fino y jaspeado, apretado y elástico al tacto con una mancha oscura en las orejas. Es esbelto de cuerpo, tiene patas largas, finas y bien musculadas y cola, muy larga, de ancha base.

Gato europeo de pelo corto: Denominación de los gatos de pelo corto que habitan en Europa. Probablemente, la más genuina de las razas felinas, su origen data de la más remota Antigüedad. Es sensible, juguetón y muy atrevido.

Himalayo Fruto de cruces entre el Siamés, Birmano y Persa.

Noruego de los Bosques: Se tienen noticias de su existencia desde muy antiguo, se le cita en la mitología noruega. Es sociable, tranquilo y seguro de sí mismo. Es ágil y buen cazador.

Persa: Resulta del cruce entre el persa de raza pura, originario del actual Irán e introducido en Europa a través de Italia, y el angora turco blanco. Es de constitución maciza, con patas cortas y robustas, de cabeza grande y redonda, orejas pequeñas, nariz chata y diminuta y ojos grandes. El pelaje es largo, denso y extremadamente sedoso.

Ruso azul: Es una de las razas más antiguas. Se trata de un gato bien musculado, patas estilizadas, y larga cola. Orejas anchas y puntiagudas y ojos grandes y almendrados, de un vivo color verde esmeralda. El pelaje puede adoptar todas las tonalidades de gris.

Siamés: Procedente de Siam, actual Tailandia, se sabe que fué mascota de la corte real. Se trata de un gato de talla mediana y cuerpo largo y esbelto, de patas largas y esbeltas, terminadas en garras pequeñas y ovales, cola larga y pelaje corto, de textura suave y lustrosa. La cabeza del siamés es larga y bien proporcionada, Tiene orejas erguidas, grandes y ojos almendrados, azules.
Además de poseer un humor inagotable, estos animales son celosos, protectores y tienen una gran personalidad. Aunque se trata de gatos muy inteligentes, exigentes, acaparadores y caprichosos, son a la vez divertidos, leales y delicados a los que les encantan los mimos.

Siberiano: Es una de las razas de bosque existentes desde hace 1.000 años en el Norte de Rusia. Es un gato fuerte, grande y muy agil.

Somalí: Es una mutación de pelo largo del abisinio y cruces de persa.

Tonquinés: La combinación de Siamés y Birmano crearon la raza Tonquinesa en Canadá en el siglo pasado.

Gato de Bengala: Prionailurus Bengalensis. Mide de 60 a 65 cm de longitud y tiene una altura de 35 cm. en la cruz. Es de pelaje pardo con manchas en el dorso y los flancos, y blanco en el vientre. Vive en la mitad oriental del continente asiático.

Gato jaspeado: Felis Marmorata. Mide unos 60 cm. de longitud más 40 cm. de cola. Tiene el pelaje denso de color terroso, con la cola anillada. Vive en las regiones boscosas del SE de Asia y caza sobre todo aves.

Gato Montés: Felis Silvestris. Mide de 80 a 90 cm. de longitud, más 35 cm. de la cola, y tiene una altura de 40 cm. en la cruz. Tiene el pelaje pardo o grisáceo con franjas transversales oscuras. La cola es gruesa y anillada. Vive en toda Europa y Asia Central.

Gato Pampero: Lynchachlurus Oncifelis. Mide unos 95 cm. de longitud, tiene el pelaje gris con tonalidades rojizas y anillos difusos en la cola y las patas. Está extendido por las pampas de Sudamérica.


Fotos de gatos


Home | Mapa del Sitio